jueves, 22 de octubre de 2009

....PERO NO SE LO DIGAS A NADIE


Trabajo en un organismo, al que pertenecen un número importante de centros, mi lugar de trabajo es uno de ellos. Pues bien aunque el centro donde trabajo es más bien grande (8.000 m2) es sólo uno de los muchos que forman el conjunto. Y por qué cuento todo este rollo? paso a explicarme....

Hace un par de días, una compañera se quejaba de los chismes, creo que es una cruz que llevamos todos en la espalda, porque todos hemos sido víctimas en alguna ocasión. Parece increíble pero en esta "comunidad" si sale un chisme lo suficientemente jugoso, no sólo se extiende por cada rincón de tu centro sino que, a veces, incluso se extiende por el resto de centros, de manera que nadie conoce tu cara pero si la historia que te hayan querido colocar.

Si alguna vez cambias de centro por promoción o simplemente por conocer cosas nuevas, arrastras la historia de manera injustificada porque el 90% de las veces son mentira y el otro 10% tienen un punto de verdad tan aderezado que se ha convertido en otra mentira. Y yo me pregunto: por qué creéis que hay personas que disfrutan colgando san benitos en la espalda de los demás? algunas teorías apuntan que los que trabajamos para el estado tenemos mucho tiempo libre y lo provoca el aburrimiento pero no estoy de acuerdo del todo, mi teoría es que siempre habla quién más tiene que callar, por eso necesita desviar la atención hacia otro blanco.

Los chismes son peligrosos, pueden hacer mucho daño, pueden llegar a romper amistades y destruir reputaciones, así que me declaro totalmente en contra de los chismes y de los chismosos, o al menos de los dañinos.... Hombre ya!

He dicho ;)

“Puedes vivir cien años y, al final de tu vida, saber más cosas sobre otras personas que sobre ti mismo”
Beryl Markham



Imagen sacada de silencioenmudecido.blogspot.com

7 comentarios:

Ut dijo...

La gente se aburre mucho y eso es taaaaaaan malo. Lo mejor es ignorar este tipo de comentarios absurdos aunque sea complicado o coger a la persona en cuestión (la criticona) y sacarla los colores. Sé que es lo que haces tu y ole tus ovarios.

besos

Ut

Jordi Gil dijo...

La gente es criticona por naturaleza, a mas o a menos nivel. Pero lo que no soporto es que mientan o que inventen. Y menos los que les dan crédito y las expanden.

disancor dijo...

El chisme y la calumnia son muy perjudiciales para nuestra imagen, y nunca sabemos que hacer. Si haces caso puedes contribuir a que el chisme engorde, y sí no se lo haces puede instalarse la duda en quien lo oye. Y hay un dicho que dice: CALUMNIA QUE ALGO QUEDA. Lo ideal es pasar desapercibido, pero eso es imposible.
silver´smoon, son las 9 de la noche, felices sueños.

Alejandro Pardellas dijo...

Me ha hecho gracia el título del post, pues yo desde que alguien me viene diciendo algo así, ya sé que es una mentira,un chisme o una exageración.
Es lamentable estas cosas,pero ocurren, y tal como dices afectan en amistades o en la reputación de las personas.Y lo malo es que la persona protagonista del chisme no tiene oportunidad ni lugar para limpiarse las mentiras de encima.
Una vez hecho el daño ¿cómo repararlo? Nadie lo hace,ni pide disculpas.
Y encima siempre el más inocente tiene que estar explicandose o defendiéndose.
Un beso!!

silver´smoon dijo...

Que penoso verdad Ut? tú y yo hemos vivido juntos esto de los rumores malintencionados.

Jordi, lo peor es que inventan, interpretan lo que quieren y lo hacen ver como una realidad, y uno se siente tan impotente... Estoy contigo que casi son peores los que ponen oídos para luego expandirlo.

Disancor, es verdad, nunca sabes qué hacer, Ut es de los que piensan que es mejor pasar, yo he hecho las dos cosas, una vez pasé y otra cogí a la persona en cuestión delante de un grupo de personas y me pidió perdón con la cara como un tomate. Se me da mejor reaccionar cuando me vienen con algún chisme de alguien, una vez pasó y me encantó la cara de la criticona en cuestión cuando le dije que no quería saber su chisme, porque no me interesaba y porque no me parecía bien que hablara de nadie que no estuviese delante.

Eso es Alex, no hay forma de reparar ese daño, porque siempre hay personas que prefieren creerse los rumores. Me parece tan injusto que encima el perjudicado tenga que dar explicaciones para defenderse que me parece que los cotilleos tenían que estar castigados por ley.

Un beso a todos y muuuchas gracias!!!!

WHO dijo...

Comparto lo expuesto por tí, si hay algo a lo que no le dedico tiempo es a la rumorología, de hecho, los que puedan circular en mi entorno laboral no me suelen llegar, los demás saben que jamás he participado de ellos y ni consiento que me cuenten ninguno, ya saben que soy de fiar y todas esas marujadas de personas ociosas no caben en mí.
Buena reflexión, un beso, Who.

silver´smoon dijo...

Tu lo has dicho Who, marujadas, eso es lo que son. Me alegro que te haya gustado.

Otro beso para ti