martes, 29 de septiembre de 2009

RECUERDOS


Dicen que las cosas más simples son las más extraordinarias y pasan por nuestra vida de puntillas, casi siempre inadvertidas. A veces también pasa con las personas que se han cruzado en nuestro camino, unas decidieron quedarse y otras, en cambio, decidieron partir. Pero todas ellas nos aportaron algo, nos enseñaron algo, asi que es una lástima que las enterremos en un rincón de nuestra mente y sólo salgan de año en año o incluso de años en años.

Soy partidaria de vivir el presente, o de intentar vivirlo y disfrutarlo sin que la mente me coloque una y otra vez en el futuro, pero reconozco el placer que me proporciona el relajarme y tirar de recuerdos... la primera rosa amarilla que me regalaron (es mi color de rosa preferido), el primer beso, las mariposas en el estómago, la sonrisa de mi compañero de trabajo de hace 15 años diciéndome que si supiera lo que significaba para él no tendría más remedio que irme con él y dejar a mi novio, las miradas cruzadas, tantas situaciones felices que me hicieron pensar que me moriría de tanta felicidad, el dormirme con la sonrisa en los labios deseando que llegase la mañana, las fiestas en el barrio de mis abuelos cuando era pequeña, cada abrazo dado y recibido con amor, cada gesto, cada beso... todos dados pensando que sería para siempre y sintiéndome inmensamente feliz...


Desgraciadamente no todos han sido así, los últimos besos dados han sido consciente de que no serían para siempre, que los sentimientos eran distintos y que estaban llegando al final. Y es en ratos como este, en los que el silencio de la noche me invita a tirar de recuerdos para que todo duela menos y para que consiga, como antaño, acostarme con una sonrisa en los labios.


"La vida cobra sentido cuando se hace de ella una aspiración a no renunciar a nada"

José Ortega y Gasset


imagen obtenida de elgritodeunpueblo.blogspot.com

5 comentarios:

Ut dijo...

Yo soy un nostálgico empedernido, me encanta recordar esos momentos que tu dices, recuerdos felices pero que a la vez me entristecen porque sé que ya han pasado.

Me parece bien que en los momentos duros y de soledad recurras a esas vivencias que te puede alegrar, piensa que el tiempo lo cura todo, que hoy estás mal pero que mañana estarás bien... te aconsejo que tambien pienses en el futuro, nuestro viaje a la India, las risas que nos echamos y echaremos, lo que molan nuestros blogs, lo que molas tu, lo guapa que eres y el tipo que tienes...je,je

Pues eso, mucho ánimo y un fuerte abrazo

Ut(tuyo siempre...je,je)

ADRIANO dijo...

Luna, es bueno recordar y tener memoria, yo tengo tantos recuerdos que dan para llenar un blog entero, de hecho de eso se nutre, aunque mezcle realidad con ficción.
Pero siempre que esos recuerdos no hagan daño, si no, es mejor guardarlos en una cajita de tu cabeza que siempre podrás recuperar cuando el dolor mengüe.
Vive el presente, y muévete para vivir lo que te hace irte a la cama con una sonrisa, y si no ocurren esas cosas, provoca tú que ocurran.
Besos

silver´smoon dijo...

Ut, no sé qué haría sin ti.

Adriano, estoy contigo en que debería moverme para vivir las cosas que me hacen ir con una sonrisa a la cama pero a veces me siento tan cansada de intentarlo que desisto y me abandono a mis recuerdos

Gracias por vuestros comentarios

Besitos

disancor dijo...

Al final de la vida la felicidad depondera mucho de los recuerdos, tal vez ellos pongan en nuestros labios la sonrisa que siempre guardamos.

Pasa la vida tejiendo recuerdos,
¿qué es la vida? Tiempo.
¿qué es el tiempo? Recuerdos.
Saludos.

silver´smoon dijo...

Que bonita tu cita disancor!

Gracias por tu comentario.

Un saludo